Microsoft, otro gigante tecnológico que se suma a las sanciones contra Rusia

La empresa anunció este viernes que suspende las nuevas ventas de sus productos y servicios en Rusia, uniéndose así a otras compañías de tecnología, redes sociales y plataformas de streaming que adoptaron medidas tras la invasión a Ucrania.

El gigante informático estadounidense Microsoft se sumó a la lista de empresas que tomaron medidas contra Rusia. “Al igual que el resto del mundo, estamos horrorizados, indignados y tristes por las imágenes y la información que nos llegan de la guerra en Ucrania y condenamos esta invasión injustificada, no provocada e ilegal de Rusia”, declaró Brad Smith, presidente de Microsoft en un comunicado.


La compañía no especificó qué quería decir con el término “nuevas ventas” ni si tenía la intención de retirar los productos no vendidos de las tiendas rusas.


Smith añadió que Microsoft pone fin a “muchos aspectos de [sus] actividades en Rusia de acuerdo con las sanciones decididas por los gobiernos”, pero no entró en detalles.


El grupo recordó que apoya a Ucrania ayudándole a protegerse de los ciberataques rusos. “Desde el comienzo de la guerra, hemos actuado contra las medidas rusas de toma de posición, destrucción o perturbación contra más de 20 organizaciones gubernamentales, tecnológicas o financieras ucranianas”, dijo Smith.


A través de su organización humanitaria, Microsoft afirma colaborar con la Cruz Roja y las agencias de la ONU para refugiados con apoyo financiero y tecnológico.


Medidas de empresas de tecnología, redes sociales y plataformas de streaming


Los pesos pesados de la tecnología también se movilizaron para frenar el alcance de los medios afiliados al Estado ruso, acusados de desinformar sobre la invasión de Ucrania por parte de Moscú. Facebook los bloquea, Twitter también y Microsoft ya los había eliminado de su tienda de aplicaciones: un nuevo paso para limitar la influencia de los medios cercanos al poder ruso.


YouTube bloqueó sus canales de los medios rusos RT y Sputnik en toda Europa, este miércoles se conoció que Twitter los prohibió en la Unión Europea y Google suspendió la posibilidad de que dichos medios generen dinero en sus plataformas.


Incluso Netflix confirmó al sitio especializado Vulture que no tenía intención de cumplir con la ley rusa que exige que las plataformas de transmisión ofrezcan varios canales rusos gratuitos.


Spotify no se quedó atrás e informó este miércoles el cierre de su oficina en Rusia y limitaciones de acceso al contenido publicado por medios estatales rusos en respuesta al “ataque no provocado contra Ucrania”.


El martes Apple dijo que detendría todas las ventas de sus productos en Rusia y limitaría el uso de la solución de pago Apple Pay y otros servicios en el país. “Estamos profundamente preocupados por la invasión rusa de Ucrania y estamos con todas aquellas personas que están sufriendo como resultado de la violencia”, dijo Apple.


Del mismo modo, Facebook, parte de Meta, decidió bloquear en los países de la Unión Europea (UE) estos contenidos. Todos estos anuncios están en sintonía con la prohibición de estos dos medios decretada el domingo por la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.


Sin embargo, en las últimas horas Facebook deploró el bloqueo de Rusia de la red social, al considerar que la medida privará a millones de personas de información confiable y de un foro para intercambiar puntos de vista.


Tomado de: El Espectador

0 comentarios