• Redcómputo Ltda

Abordar el cibercrimen está en la transición a la Web 3.0

El problema del delito cibernético ha persistido durante muchos años y ciertamente no va a desaparecer pronto. Con respecto al problema, un director ejecutivo del gigante tecnológico Sony afirmó que la solución al delito cibernético no es la autenticación de dos factores o la respuesta a una pregunta de seguridad. La solución al delito cibernético es pasar a Web 3.0.


¿Por qué son vulnerables los usuarios de la Web 2.0?


Dado que una identidad digital en la Web 2.0 generalmente consta no solo de un apodo y una foto, sino también de una dirección de correo electrónico, no hay forma de verificar quién es la persona que inició sesión en esa cuenta.


Existe la autenticación de dos factores, pero una parte bastante grande de los usuarios la ignoran, poniéndose en peligro. Además, una vez que una empresa obtiene los datos de un usuario, tiene poco control sobre lo que sucede con ellos.


Por lo tanto, la información personal de los usuarios se vende, se crea publicidad dirigida sobre esta base y la reventa solo aumenta el riesgo de que los datos caigan en manos de indeseables hacker informáticos.


¿Cómo puede ayudar la Web 3.0?


Vayamos por orden:


Inicio de sesión seguro. La descentralización evitará que las corporaciones controlen al usuario. Toda autorización se realizará mediante identificadores descentralizados (DID) y verificación basada en blockchain.


Asegurar el control y la monetización de sus datos. Una vez que se implemente la tecnología de inicio de sesión seguro, cada persona podrá usar sus datos personales como mejor le parezca. Todos tendrán control total sobre quién ve sus datos y quién tiene que pagar por ellos. Por ejemplo, será posible construir una red publicitaria descentralizada en la Web 3.0 y dar a los usuarios el derecho a elegir si quieren recibir publicidad o no. Quienes estén de acuerdo recibirán un pequeño porcentaje por el uso de sus datos, y quienes se nieguen tendrán la seguridad de que sus datos están bien seguros.


La Web 2.0 se diseñó para acceder a la información. Sin duda es una característica importante, pero no ayuda a proteger la información personal. Se creará la Web 3.0 para garantizar los derechos y libertades que tenemos en todas partes menos en Internet. Pero no vale la pena dibujar imágenes de un brillante futuro descentralizado en tu cabeza. La Web 3.0 todavía no parece muy segura, ya que existen muchos riesgos asociados con su concepto, con varias lagunas y vulnerabilidades que pueden causar muchos problemas en el futuro.


Tomado de: revistabyte.es

0 comentarios